El abogado....

Views:
 
Category: Entertainment
     
 

Presentation Description

No description available.

Comments

Presentation Transcript

El abogado :

El abogado

Un joven abogado recién graduado abrió su oficina para ofrecer sus servicios legales al publico. En su primer día de oficina escucho que alguien venia subiendo las escaleras. Levanto el teléfono y empezó a fingir que estaba hablando con un cliente. Quería que la persona que se estaba acercando a su oficina al entrar lo viera hablando por teléfono y que creyera que el es un abogado muy importante. Esta es la conversación que el abogado fingió con su imaginario interlocutor::

Un joven abogado recién graduado abrió su oficina para ofrecer sus servicios legales al publico. En su primer día de oficina escucho que alguien venia subiendo las escaleras. Levanto el teléfono y empezó a fingir que estaba hablando con un cliente. Quería que la persona que se estaba acercando a su oficina al entrar lo viera hablando por teléfono y que creyera que el es un abogado muy importante. Esta es la conversación que el abogado fingió con su imaginario interlocutor:

-Si, claro señor García. No se preocupe. La semana próxima yo salgo para New York a representar un cliente en la corte federal del estado y le prometo que estaré de regreso en cinco días para hacerme cargo de su caso. No, se preocupe. Deje todo en mis manos. De repente entra el visitante mientras el joven abogado estaba hablando solo por el teléfono, fingiendo una conversación con un cliente fantasma, entonces en ese momento el joven abogado exagera su conversación: :

-Si, claro señor García. No se preocupe. La semana próxima yo salgo para New York a representar un cliente en la corte federal del estado y le prometo que estaré de regreso en cinco días para hacerme cargo de su caso. No, se preocupe. Deje todo en mis manos. De repente entra el visitante mientras el joven abogado estaba hablando solo por el teléfono, fingiendo una conversación con un cliente fantasma, entonces en ese momento el joven abogado exagera su conversación:

- claro, Sr. García. Como ya le dije antes; yo salgo mañana para New York para representar a mi cliente en la corte federal del estado y de ahí volveré hacia Tokio, Japón para asistir a una junta de una compañía que represento, pero le prometo que estaré de regreso a mas tardar en ocho días. El joven abogado colgó el teléfono y mirando al señor que acababa de llegar le dijo: :

- claro, Sr. García. Como ya le dije antes; yo salgo mañana para New York para representar a mi cliente en la corte federal del estado y de ahí volveré hacia Tokio, Japón para asistir a una junta de una compañía que represento, pero le prometo que estaré de regreso a mas tardar en ocho días. El joven abogado colgó el teléfono y mirando al señor que acababa de llegar le dijo:

- Por favor tome asiento señor. Disculpe que lo haya hecho esperar. ¿en que puedo servirle?. El visitante le dijo: - no se preocupe. Yo solo vengo de la compañía de teléfono para instalarle su teléfono. Que vergüenza la que paso este joven abogado. El pensó que impresionaría al señor que había llegado a su oficina y termino siendo humillado por su propia arrogancia y orgullo:

- Por favor tome asiento señor. Disculpe que lo haya hecho esperar. ¿en que puedo servirle?. El visitante le dijo: - no se preocupe. Yo solo vengo de la compañía de teléfono para instalarle su teléfono. Que vergüenza la que paso este joven abogado. El pensó que impresionaría al señor que había llegado a su oficina y termino siendo humillado por su propia arrogancia y orgullo

Reflexión: la historia trata de que no debemos proyectar una imagen que no es la verdadera, que no debemos presumir lo que no somos. Debemos ser naturales, transparentes, sencillos de corazón. Muchas veces el fracaso de nuestra felicidad proviene de que nos afanamos por impresionar a quienes nos rodean. Trabajamos duramente y queremos dar a entender que nuestras vidas van de éxito en éxito y gastamos todas nuestras energías y esfuerzos en vestimentas, lujos, accesorios, etc. Queremos lucir bien ante los demás cuando en el fondo carecemos de tantas cosas que realmente son las que tienen importancia. :

Reflexión: la historia trata de que no debemos proyectar una imagen que no es la verdadera, que no debemos presumir lo que no somos. Debemos ser naturales, transparentes, sencillos de corazón. Muchas veces el fracaso de nuestra felicidad proviene de que nos afanamos por impresionar a quienes nos rodean. Trabajamos duramente y queremos dar a entender que nuestras vidas van de éxito en éxito y gastamos todas nuestras energías y esfuerzos en vestimentas, lujos, accesorios, etc. Queremos lucir bien ante los demás cuando en el fondo carecemos de tantas cosas que realmente son las que tienen importancia .