Restauración

Views:
 
Category: Entertainment
     
 

Presentation Description

No description available.

Comments

Presentation Transcript

Diapositiva 51:

LA RESTAURACIÓN BORBÓNICA: IMPLANTACIÓN Y AFIANZAMIENTO DEL NUEVO SISTEMA POLÍTICO (1874-1902)

Diapositiva 51:

LA RESTAURACIÓN BORBÓNICA (1874-1902) 1. La creación del sistema canovista (pág.195) 1.1. Los orígenes del proceso restaurador 1.2 . La formación de los partidos Conservador y Liberal 2. Las bases del sistema de la Restauración (pág. 197-200) 2.1. La Constitución de 1876 2.2 . El sistema de partidos y el turnismo 2.3. El caciquismo y el fraude electoral 3 . La práctica política (pág. 196 y 201) 3.1. El reinado de Alfonso XII 3.2. La regencia de María Cristina 4 . El desastre de 1898 (pág. 207-211) 4.1. La política colonial y su fracaso 4.2. La pérdida de las colonias 4 .3. Las consecuencias del desastre: crisis de conciencia y regeneracionismo 5 . La oposición a la Restauración (pág. 202-206) 5.1. El carlismo 5.2. Los nacionalismos 5.3. La oposición republicana 5.4. El movimiento obrero

Diapositiva 51:

En 1874, el general Martínez Campos proclamó rey a Alfonso XII , hijo de Isabel II: empezó la Restauración . La Restauración es el período de la historia de España que comprende desde diciembre de 1874 hasta abril de 1931, y que corresponde al reinado de Alfonso XII (1874-85), la regencia de María Cristina de Austria (1885-1902) y al reinado de Alfonso XIII (1902-31). LA RESTAURACIÓN ( 1874-1931) Alfonso XII nombró presidente del gobierno a Cánovas del Castillo quién pusó fin a la guerra carlista y a la guerra de Cuba e ideó el sistema político . Antonio Cánovas del Castillo

Diapositiva 51:

1. La creación del sistema canovista Con el Sexenio se generó una sensación de desgobierno que algunos sectores sociales interpretaron como una amenaza al orden social liberal-conservador. Por eso, durante la “dictadura” del general Serrano en 1874, las clases altas y medias apostaron por una solución de acuerdo con el contexto internacional y conveniente para sus intereses: la restauración monárquica.

Diapositiva 51:

1. La creación del sistema canovista 1.1. Los orígenes del proceso restaurador Antonio Cánovas del Castillo fue el político encargado de restaurar la monarquía borbónica en Alfonso XII, el hijo de Isabel II. La Restauración fue el resultado de un largo proceso de maniobras diplomáticas durante el Sexenio . La más importante de las cuales fue la abdicación de Isabel II en su hijo. Se creó el « partido alfonsino », de carácter conservador (partido moderado), bajo el lema «paz y orden » y con el apoyo de clases medias y altas, y también de los terratenientes de las Antillas (lobby esclavista ). Las ideas principales del proyector restaurador se presentaron en el Manifiesto de Sandhurst , en diciembre de 1874: Monarquía constitucional, abierta e integradora. Tradición católica compatible con la libertad. Superación de las constituciones anteriores : 1845 y 1869. Antonio Cánovas del Castillo

Diapositiva 51:

1. La creación del sistema canovista 1.2. La formación de los partidos Conservador y Liberal El proyecto de Cánovas pretendía que la monarquía fuese la base y los partidos un instrumento a su servicio ( dos partidos mayoritarios con alternancia en el poder ) y que creasen un muro de contención a los radicalismos carlista y republicano. PARTIDO CONSERVADOR PARTIDO LIBERAL IDEOLOGÍA Defensores del orden , de los valores establecidos por la Iglesia y de la propiedad Defensores de las reformas sociales, la educación y un cierto laicismo LÍDER Antonio Cánovas del Castillo Práxedes Mateo Sagasta BASES SOCIALES Burguesía latifundista y financiera, aristocracia y jerarquía católica Burguesía industrial y comercial, profesiones liberales y funcionarios, clases medias COMPOSICIÓN Liberales moderados, unionistas y parte de los progresistas Parte de los progresistas, demócratas y algunos exrepubicanos moderados

Diapositiva 51:

2. Las bases del sistema de la Restauración El sistema de la Restauración se basó en una nueva constitución y en el turno pacífico en el poder de los dos grandes partidos a través del fraude electoral.

Diapositiva 51:

2. Las bases del sistema de la Restauración El sistema de la Restauración se conoce también como sistema canovista . Principios : El pragmatismo , lejos de posturas dogmáticas. La defensa de las costumbres y de la historia de España que la Constitución debería respetar. La soberanía compartida rey-Cortes (frente a soberanía nacional) derivada de la tradición española. Un pesimismo basado en el estudio de la historia de la decadencia de España. La necesidad de que el ejército , al mando del rey, debía quedar al margen de la política. Un sistema electoral basado en la abstención y el fraude permanente para garantizar el “ turnismo “ de los dos partidos. Las elecciones serían una farsa manejada por el rey, el gobierno y los caciques locales.

Diapositiva 51:

2. Las bases del sistema de la Restauración 2.1. La Constitución de 1876 La de mayor vigencia en la historia de España: desde 1876 hasta 1923 (dictadura de Primo de Rivera). Se trata de un texto breve y síntesis entre las constituciones de 1845 y 1869 ( espíritu de pacto ). Fue aprobada por amplia mayoría de diputados elegidos por sufragio universal (333 a favor, 63 en contra). Los puntos más polémicos quedaban en manos de los gobiernos de turno (el sufragio o la cuestión religiosa ). Los rasgos más importantes eran: La soberanía compartida rey-Cortes . La Corona era el centro del Estado y regulaba los tres poderes. El derecho al sufragio se dejaba pendiente a leyes posteriores. En 1878, la ley electoral retomó el sufragio censitario, y la de 1890 recuperó el universal masculino. Se declaraba el Estado confesional con libertad religiosa en privado y con el compromiso del Estado de mantener el culto.

Diapositiva 51:

Art. 11. La religión Católica, Apostólica, Romana, es la del Estado. La Nación se obliga a mantener el culto y sus ministros. [...] No se permitirán [...] otras ceremonias ni manifestaciones públicas que las de la religión del Estado. [...] Art. 13. Todo español tiene derecho: De emitir libremente sus ideas y opiniones, ya de palabra, ya por escrito, valiéndose de la imprenta o de otro procedimiento semejante, sin sujeción a la censura previa. De reunirse pacíficamente. De asociarse para los fines de la vida humana.[...] Art. 18. La potestad de hacer las leyes reside en las Cortes con el Rey. Art. 19. Las Cortes se componen de dos Cuerpos Colegisladores, iguales en facultades: el Senado y el Congreso de los Diputados. Art. 50. La potestad de hacer ejecutar las leyes reside en el Rey [...] Art. 51. El Rey sanciona y promulga las leyes. [...] Madrid, 2 de julio de 1876 CONSTITUCIÓN DE 1876

Diapositiva 51:

Opinión de Cánovas sobre el sufragio universal El sufragio universal, que es en sí mismo una malísima institución política, una institución incompatible con todo ordenado régimen político, y más si ese régimen es el monárquico, el sufragio universal, aun cuando sea verdad (y sobre todo ha de ser verdad), es incompatible a la larga con la propiedad individual, con la desigualdad de las fortunas y con todo lo que no sea un socialismo desatentado y anárquico. El sufragio universal no puede ser más que un instrumento de socialismo o una farsa vil, y, en estos últimos tiempos, es, bajo ese título postrero, como he juzgado conveniente calificarlo. Cualesquiera que sean los peligros y los inconvenientes del sufragio universal, es inútil discutirlo ahora. ¿Quién piensa, quién ha dicho siquiera que, después de que en España se haya votado una Iey de sufragio universal, las opiniones de las muchedumbres, de los pobres, de los que nada tienen, estarán representadas en las urnas electorales? ¿Hay alguien que sospeche esto siquiera? ¿A qué, pues, discutir el sufragio universal? Ya he indicado brevemente a qué consecuencias puede llegar ese sufragio. En otras ocasiones lo he discutido; y, si llegara el caso, como simple tema académico, podría discutirlo de nuevo . A. CÁNOVAS DEL CASTILLO, 8 de noviembre de 1888

Diapositiva 51:

2. Las bases del sistema de la Restauración 2.2. El sistema de partidos y el turnismo (1) Acabó imponiéndose un sistema bipartidista , similar al británico, con nuevos partidos, bajo el dominio del Partido Conservador y del Partido Liberal . Tenían una considerable indefinición ideológica aunque el Conservador era cercano a los moderados y el Liberal a los progresistas. Al margen de estos, había otros partidos pero excluidos del poder: Los republicanos divididos desde 1876: republicanos radicales de Ruiz Zorilla , unitarios, de Emilio Castelar y federales de Pi i Margall . A la derecha se situaba el carlismo , muy dividido después de la derrota de la tercera guerra carlista 1876. Al margen del sistema se encontraban los movimientos de base obrera , tanto socialistas como anarquistas. Los partidos nacionalistas también nacieron en esta época: Partido Nacionalista Vasco ( Euzko Alderdi Jeltzalea , 1895) y Lliga Regionalista (1901). Antonio Cánovas del Castillo Práxedes Mateo Sagasta

Diapositiva 51:

2. Las bases del sistema de la Restauración 2.2. El sistema de partidos y el turnismo (2) Desde el año 1881 se estableció el turno pacífico entre los dos partidos dinásticos y se alejó el riesgo de pronunciamientos y motines. Democracia puramente formal o « sistema liberal sin democracia » Se seguían estos pasos : El turnismo se consolidó durante la regencia de María Cristina de Austria (1885-1902) con el “ Pacto del Pardo ” (1885, acuerdo de Cánovas y Sagasta para apoyar a la regente frente a carlistas y republicanos). El rey llamaba a gobernar al partido que estaba en la oposición. El rey disolvía las Cortes y se convocaban elecciones. Las elecciones se manipulaban para que el nuevo gobierno tuviera mayoría en las Cortes.

Diapositiva 51:

2. Las bases del sistema de la Restauración 2.3. Caciquismo y fraude electoral elaboraban el censo electoral revisaban el proceso electoral La ley electoral de 1878 eliminó el sufragio universal reconocido en 1868 y dio mucho poder a los ayuntamientos y a los alcaldes : El proceso era el siguiente: 1º Se elegía al encasillado o futuro parlamentario y se le asignaba una “ casilla” del mapa electoral de acuerdo con la decisión del Ministerio de Gobernación. Los gobernadores provinciales, junto con los alcaldes y los caciques, aseguraban su elección. 2º Si el mecanismo fallaba , se recurría al “ p ucherazo ” o manipulación de los resultados electorales. La ley electoral de 1890 restauró el sufragio universal masculino pero el fraude electoral se mantuvo . CACIQUISMO PUCHERAZO

Diapositiva 51:

Si no fuera por las grandes desgracias que causan al país, nuestras elecciones serían uno de los espectáculos más divertidos que podrían verse en Europa. [...]. Entre nosotros reina la farsa en toda su desnudez, una farsa completa, especial y exclusiva de las elecciones españolas; tanto si el sufragio es universal como si es restringido nunca hay más que un solo y único elector: el ministro de Gobernación. […] Se confeccionan las listas de electores poniendo algunos nombres reales entre una serie de nombres imaginarios, y sobre todo nombres de difuntos que en el acto de votación están representados por empleados subalternos vestidos con trajes civiles para ir a votar. […] A este partido liberal se debe, sin lugar a duda, la creación de la Partida de la Porra, que salpicó de sangre las calles de muchas ciudades que se atrevieron a oponer resistencia a la voluntad de los que dirigían las elecciones. [...] Desde entonces lo grotesco llegó al extremo de instalar colegios electorales en el local del Círculo, propiedad del partido dominante, local cuyo acceso estaba prohibido a los que no eran socios del mismo. VALENTÍ ALMIRALL , España tal como es, 1886

Diapositiva 51:

Cánovas del Castillo Cánovas del Castillo Sagasta Sagasta

Diapositiva 51:

Sagasta 1890 “ votos ” difuntos

Diapositiva 51:

3 . La práctica política El reinado de Alfonso XII (1875-1885) comenzó con un gobierno largo del Partido Conservador. En 1881, Sagasta llegó por primera vez a la presidencia del gobierno. Se iniciaba así la práctica del turno de partidos.

Diapositiva 51:

3. La práctica política 3.1. El reinado de Alfonso XII (1) a) El dominio del Partido Conservador (1876-1881) Etapa conocida como “ dictadura canovista ” por el fuerte carácter autoritario de su política con doble objetivo de: Consolidar la monarquía recién restaurada Construir un sistema de orden y centralizado Recorte de libertades : de cátedra (se desposeyó de sus cátedras a Giner de los Ríos y a los de la Institución Libre de Enseñanza), de imprenta (censura, cierres de publicaciones, etc.), de expresión y de reunión (división de partidos en legales e ilegales, 1880). La ley electoral conservadora de 1878 privaba del derecho al voto a cinco de cada seis ciudadanos mayores de 25 años. Se solucionaron algunos conflictos pendientes desde el Sexenio Democrático como la tercera guerra carlista (derrota de Carlos VII, 1876) y la sublevación cubana (Paz de Zanjón de 1878: amnistía, libertad esclavos, pero sin estatus de provincia española).

Diapositiva 51:

3. La práctica política 3.1. El reinado de Alfonso XII (2) b) La consolidación del sistema (1881-1885) En 1881 empezó a gobernar el Partido Liberal de Sagasta y se repusieron los derechos y libertades que el Partido Conservador había eliminado. Algunas medidas del gobierno del Partido Liberal: Modernización del ejército Política librecambista (con la oposición de los industriales catalanes y vascos) Ampliación del sufragio pero sin sufragio universal Concesión de libertad de expresión y de imprenta En 1885 muere Alfonso XII y comienza la regencia de su esposa María Cristina de Habsburgo .

Diapositiva 51:

3 . La práctica política 3.2. La regencia de María Cristina (1) a ) El “gobierno largo” liberal (1885-1890) Tras la muerte de Alfonso XII comenzó la regencia de su mujer María Cristina de Habsburgo (embarazada de Alfonso XIII). Con el Pacto de El Pardo (Partido Conservador y Partido Liberal) se consolidó el turno pacífico y el sistema canovista . El Partido Liberal en el poder emprendió reformas de carácter liberal : Ley de Asociaciones de 1887 permitió legalizar sindicatos y partidos obreros como la UGT y el PSOE. Ley del Jurado de 1898 favoreció la libertad de prensa. Ley de sufragio universal en 1890, aunque mantuvo el fraude electoral. El código civil de 1889 y la ley de procedimiento administrativo de 1888-1889 mejoraron el funcionamiento del estado. La reforma del ejército pretendía modernizarlo, pero la ley se retiró aunque algunas medidas (servicio militar obligatorio, sistema de ascensos) se aplicaron más tarde.

Diapositiva 51:

a) El “gobierno largo” liberal (1885-1890) b) La crisis de fin de siglo (1890-1898) con gobiernos conservadores y liberales En 1890, Sagasta abandonó el gobierno por divisiones internas en su partido . Coinciden diferentes problemas que desembocaron en la crisis de 1898: La situación de las colonias : en 1892 José Martí creó el Partido Revolucionario Cubano y José Rizal la Liga Filipina; en 1895, sublevación en Cuba. E l fracaso del intento de « regeneracionismo » del sistema con el conservador Silvela , para alejarse de las prácticas corruptas. L a polémica librecambismo-proteccionismo que enfrentó a los industriales catalanes y vascos con los librecambistas. La cuestión social . E l auge de los regionalismos convertidos en nacionalismos . Finalmente, el asesinato de Cánovas y el desastre del 98 cambiarán la situación. 3 . La práctica política 3.2. La regencia de María Cristina (2) Asesinato de Cánovas en 1897, en el balneario de Mondragón, por el anarquista italiano como venganza por las muertes de los anarquistas detenidos en Barcelona a raíz del atentado contra la procesión del Corpus en junio de 1896.

Diapositiva 51:

4 . El desastre de 1898 Durante el reinado de Fernando VII el imperio español alcanzó la independencia. Solo Cuba, Puerto Rico y Filipinas se mantuvieron bajo soberanía española. En la década final de siglo los problemas se agudizaron debido, sobre todo, al creciente expansionismo de Estados Unidos. Caricatura del semanario Puck, 1898 (“Nuestro deber ahora: salvarla de España y de un futuro peor”)

Diapositiva 51:

4 . El desastre de 1898 4.1. La política colonial y su fracaso La política colonial de los gobiernos de España fueron un fracaso Puerto Rico No planteaba grandes problemas. Con autonomía desde 1872 Abolida la esclavitud Dominación española a través del control de la élite económica Cuba Tres corrientes: Españolistas: en contra de cualquier reforma Autonomistas: Cuba española pero con leyes propias Movimiento independentista dirigido por el Partido Revolucionario Cubano (José Martí) Filipinas Escasa presencia española y baja ocupación Movimiento independentista dirigido por la Liga Filipina de José Rizal e integrado por nativos y mestizos

Diapositiva 51:

4 . El desastre de 1898 4.2. La pérdida de las colonias La última guerra cubana se inició con la insurrección nacionalista en 1895 Dos “guerras”: 1ª La guerra hispanocubana (1895-1898). Etapas: Primera etapa (1895): sublevación y muerte de José Martí, en 1885 Segunda etapa (1895-1896): época de máximo avance rebelde (general Martínez Campos) Tercera etapa (1896-1897): interferencia de EEUU (general Weyler ) Cuarta etapa (1898): enfrentamiento contra los Estados Unidos 2ª La guerra hispanoestadounidense de 1898 Estados Unidos en su período de máxima expansión imperialista (presidentes Cleveland y McKinley ). El interés estadounidense por Cuba se concretó en el intento de comprarla y en la ayuda constante a los insurrectos. La excusa fue el hundimiento del acorazado estadounidense Maine en el puerto de La Habana (266 víctimas): Estados Unidos declaró la guerra a España. Oposición a la guerra de carlistas, republicanos, anarquistas, socialistas y sectores populares. Derrotas españolas en Cavite (Filipinas) y Santiago de Cuba. Tratado de París (10 de diciembre de 1898) : España reconocía la independencia de Cuba y cedía Puerto Rico, Filipinas y la isla de Guam a los EEUU (a cambio de 20 millones de dólares). [En 1899, España entregó las islas Carolinas, las Marianas (excepto Guam) y las Palaos al Imperio Alemán a cambio de 25 millones de dólares ]. El imperio español quedaba liquidado totalmente

Diapositiva 51:

TRATADO DE PAZ ENTRE ESPAÑA Y ESTADOS UNIDOS, 1898 S . M. la Reina Regente de España, en nombre de su augusto hijo D. Alfonso XIII, y los Estados Unidos de América, deseando poner término al estado de guerra hoy existente entre ambas naciones […] Previa discusión de las materias pendientes han convenido en los siguientes artículos: 1.º España renuncia a todo derecho de soberanía y propiedad sobre Cuba. En atención a que dicha isla, cuando sea evacuada por España, va a ser ocupada por los Estados Unidos […]. 2.º España cede a los Estados Unidos la isla de Puerto Rico y las demás que ahora están bajo su soberanía en las islas Occidentales y la isla de Guam en el archipiélago de las Marianas o Ladrones. 3.º España cede a los Estados Unidos el archipiélago conocido por Islas Filipinas […] los Estados Unidos pagarán a España la suma de veinte millones de dólares dentro de los tres meses después del canje de ratificaciones del presente Tratado. 4.º Los Estados Unidos, durante el término de diez años a contar desde el canje de ratificación del presente Tratado, admitirán en los puertos de las Islas Filipinas los buques y mercancías españolas, bajo las mismas condiciones que los buques y mercancías de los Estados Unidos […].

Diapositiva 51:

Reina Mercedes

Diapositiva 51:

4. El desastre de 1898 4.3. Las consecuencias del desastre: crisis de conciencia y regeneracionismo La derrota de 1898 no produjo un cambio de gobierno ni hizo peligrar la monarquía pero surgió el regeneracionismo (intelectuales y políticos que buscaban dignificar la política, modernizar la sociedad y superar el atraso cultural). Dos tendencias regeneracionistas: Políticos que pretendían regenerar el país sin modificar el sistema, como Silvela y el general Polavieja : su gobierno fracasó evidenciando la incapacidad del sistema para evolucionar. Intelectuales al margen del sistema ( Picavea , Lucas Mallada, Joaquín Costa) y escritores (generación del 98 : Unamuno, Azorín, Machado, etc .): cuestionaban la capacidad del pueblo español para progresar consideraban la falta de educación uno de los males criticaban el sistema de la Restauración y su funcionamiento .

Diapositiva 51:

4. El desastre de 1898 4.3. Las consecuencias del desastre: crisis de conciencia y regeneracionismo La derrota de 1898 no produjo un cambio de gobierno ni hizo peligrar la monarquía pero surgió el regeneracionismo (intelectuales y políticos que buscaban dignificar la política, modernizar la sociedad y superar el atraso cultural). Dos tendencias regeneracionistas: Políticos que pretendían regenerar el país sin modificar el sistema, como Silvela y el general Polavieja : su gobierno fracasó evidenciando la incapacidad del sistema para evolucionar. Intelectuales al margen del sistema ( Picavea , Lucas Mallada, Joaquín Costa) y escritores (generación del 98 : Unamuno, Azorín, Machado, etc .): cuestionaban la capacidad del pueblo español para progresar consideraban la falta de educación uno de los males criticaban el sistema de la Restauración y su funcionamiento . Joaquín Costa puso en práctica algunas de sus ideas a través de la Liga Nacional de Productores desde la que planteó reformas agrarias, municipales, educativas o administrativas . El regeneracionismo ya “domesticado" se convirtió en parte del programa de los conservadores (Maura o Silvela ) y de los liberales (Canalejas o Alba) y dejó de ser una amenaza para el sistema (Alfonso XIII). Joaquín Costa (1846-1911)

Diapositiva 51:

No es, no es nuestra forma de gobierno un régimen parlamentario, viciado por corruptelas y abusos, según es uso entender, sino, al contrario, un régimen oligárquico, servido, que no moderado, por instituciones aparentemente parlamentarias. O, dicho de otro modo, no es el régimen parlamentario la regla, y excepción de ella los vicios y las corruptelas denunciadas en la prensa y en el Parlamento mismo durante sesenta años; al revés, eso que llamamos desviaciones y corruptelas constituyen el régimen, son la misma regla […] Nos enseña, en primer lugar, que el problema de la libertad, que el problema de la reforma política no es el problema ordinario de un régimen ya existente, falseado en la práctica, pero susceptible de sanearse con depurativos igualmente ordinarios, sino que es un hecho, y positivamente, todo un problema constitucional de cambio de forma de gobierno; que se trata nada menos que de una revisión del movimiento revolucionario de 1868, y, más aún, de la revolución misma de todo el siglo XIX, respuesta al estado del problema . Nos enseña, en segundo lugar, que mientras esa revolución no se haga, que mientras soportemos la actual forma de gobierno, será inútil que tomemos las leyes en serio, buscando en ellas garantía o defensa para el derecho. […] Oligarcas y caciques constituyen lo que solemos denominar clase directora o gobernante, distribuida o encasillada en «partidos». Pero aunque se lo llamemos, no lo es; si lo fuese, formaría parte integrante de la Nación, sería orgánica representación de ella, y no es sino un cuerpo extraño . Joaquín Costa , Oligarquía y caciquismo , 1901

Diapositiva 51:

5 . La oposición a la Restauración A l sistema canovista de opusieron diversos sectores sociales e ideológicos. Carlistas y republicanos se oponían por razones contrapuestas. A ellos se sumaron dos grandes movimientos sociales y políticos: los nacionalismos y el obrerismo en su versión anarquista o socialista.

Diapositiva 51:

5 . La oposición a la Restauración 5.1. El carlismo La derrota del carlismo en 1876 (tercera guerra carlista) acabó con la confrontación armada y abrió la vía de la política. En 1888 hubo una escisión: el Partido Integrista de Cándido Noceal formado por católicos intransigentes y con una cierta relevancia en zonas del País Vasco, Navarra y Castilla las Juntas Tradicionalistas

Diapositiva 51:

5. La oposición a la Restauración 5.2.-Los nacionalismos (1) a) El nacionalismo catalán Nace alrededor de 1830, enfrentado al centralismo liberal y en defensa de la cultura y la lengua de Cataluña. Comienza siendo un movimiento literario y cultural ( Renaixença ) para acabar siendo político . En la Primera República, el federalismo fue la base de la opción política del catalanismo. Con la Restauración, el catalanismo supuso una reacción frente a la nación española uniforme de Cánovas. En el siglo XIX se elaboraron dos modelos alternativos de catalanidad: El republicanismo federal catalán de Valentí Almirall : reclamaba soberanía para Cataluña y se convirtió en predominante tras la creación del Diari Català (1789)y el I Congrés Catalanista. El catalanismo conservador , defensor del regionalismo (“Cataluña singular en una España plural”) que dio lugar a la Unión Catalanista en 1891 . Con las Bases de Manresa (1892 ) se impuso el catalanismo conservador y burgués que en 1901 creó la Lliga Regionalista , de Enric Prat de la Riba i Francesc Cambó . El nacionalismo español creó un proyecto nacional unitario, rechazado por los nacionalismos periféricos .

Diapositiva 51:

5. La oposición a la Restauración 5.2.-Los nacionalismos (2) a) El nacionalismo catalán b) El nacionalismo vasco Se basó en 3 elementos : la defensa de los fueros, las guerras carlistas y la industrialización. Nació de la literatura romántica que idealizaba el mundo rural y reconstruía la historia a partir de mitos, leyendas y tradiciones. Tras la derrota carlista de 1876, se dividió en dos grupos : Euskaros navarros (defendían la unión vasco-navarra para reivindicar los fueros) Euskalerriacos vizcaínos (defensores del autonomismo) La burguesía industrial y la clase obrera se distanciaron del nacionalismo por considerarlo reaccionario y tradicionalista. Los principales líderes surgieron del carlismo. Sabino Arana fundó en Partido Nacionalista Vasco en 1895 : reivindicó raza, lengua y costumbres tradicionales con carácter xenófobo y racista, aunque fue moderando sus ideas. El nacionalismo español creó un proyecto nacional unitario, rechazado por los nacionalismos periféricos .

Diapositiva 51:

El bizkaino es inteligente y hábil para toda clase de trabajos; el español es corto de inteligencia y carece de maña para los trabajos más sencillos. Preguntádselo a cualquier contratista de obras y sabréis que un bizkaino hace en igual tiempo tanto como tres maketos juntos. El bizkaino es laborioso (ved labradas sus montañas hasta la cumbre); el español, perezoso y vago (contemplad sus inmensas llanuras desprovistas en absoluto de vegetación). […] El bizkaino no vale para servir, ha nacido para ser señor (« etxejaun »); el español no ha nacido más que para ser vasallo y siervo […]. El bizkaino degenera el carácter si roza con el extraño; el español necesita de cuando en cuando una invasión extranjera que le civilice. […] El bizkaino es digno, a veces con exceso, y si cae en la indigencia, capaz de dejarse morir de hambre antes de pedir limosna [...]; el español es bajo hasta el colmo, y aunque se encuentre sano, prefiere vivir a cuenta del prójimo antes que trabajar […]. El aseo del bizkaino es proverbial (recordad que, cuando en la última guerra andaban hasta por Nabarra , ninguna semana les faltaba la muda interior completa que sus madres y hermanas les llevaban recorriendo a pie la distancia); el español apenas se lava una vez en su vida y se muda una vez al año. […] Oídle hablar a un bizkaino y escucharéis la más eufónica, moral y culta de las lenguas; oídle a un español y si solo le oís rebuznar podéis estar satisfechos, pues el asno no profiere voces indecentes ni blasfemias. […] Por último, según la estadística, el noventa y cinco por ciento de los crímenes que se perpetran en Bizkaya se deben a mano española, y de cuatro de los cinco restantes son autores bizkainos españolizados . SABINO ARANA, ¿Qué somos?

Diapositiva 51:

5. La oposición a la Restauración 5.2.-Los nacionalismos (3) a) El nacionalismo catalán b) El nacionalismo vasco c) El nacionalismo gallego Se mantuvo en el campo literario y cultural hasta el siglo XX. d) El nacionalismo valenciano En 1878 se creó Lo Rat Penat , sociedad cultural dedicada a la recuperación y defensa de la lengua valenciana. e) El nacionalismo andaluz En 1883 se redactó un proyecto de constitución federal sin consecuencias. El nacionalismo español creó un proyecto nacional unitario, rechazado por los nacionalismos periféricos .

Diapositiva 51:

5 . La oposición a la Restauración 5.3. La oposición republicana Partido Republicano Federal PI I MARGALL Base urbana aunque amplia implantación en campo catalán y andaluz Defendía la descentralización , el laicismo y anticlericalismo El sector republicano dirigido por Ruiz Zorrilla y SALMERÓN M ás radical y próximo a la Institución Libre de Enseñanza Defendía el motín popular o el levantamiento militar para implantar la república (no a la participación electoral) Los principales partidos republicanos después del fracaso de la Primera República: Partido Posibilista o republicano histórico CASTELAR Era el más moderado Formado por clases medias y burguesía Implantado en Andalucía , Aragón, Cataluña Valencia Tras la implantación del sufragio universal se integraron en el sistema de la Restauración El papel social del republicanismo a través de casinos, clubes, prensa, escuelas, etc. fue mayor que su representación parlamentaria. En pugna con el ascenso del socialismo y anarquismo.

Diapositiva 51:

5 . La oposición a la Restauración 5.4. El movimiento obrero (1) Durante el Sexenio Democrático, el obrerismo empezó a estar influido por el anarquismo y el socialismo y se alejó del republicanismo. 5.4.1. Las organizaciones socialistas El PSOE (Partido Socialista Obrero Español) nació en Madrid en 1879 con Pablo Iglesias . El objetivo del PSOE era la transformación revolucionaria de la sociedad mediante la conquista del poder por la clase trabajadora y la conversión de la propiedad privada en colectiva. En 1888, gracias a la Ley de Asociaciones de 1887, se fundó la UGT (Unión General de Trabajadores ), sindicato de orientación socialista . El socialismo creció lentamente , a fin de siglo sólo estaba implantado en Madrid, Vizcaya y Asturias. Afiliación muy baja . En 1896, la UGT tenía 6.154 afiliados y en las elecciones de ese año el PSOE obtuvo 14.000 votos. 5.4.2. Las organizaciones anarquistas

Diapositiva 51:

5 . La oposición a la Restauración 5.4. El movimiento obrero (2) 5.4.2. Las organizaciones anarquistas Era la ideología con mayor éxito entre los obreros, en especial en Cataluña y Andalucía . La constante represión favoreció que una parte del anarquismo optara por la acción directa Durante la etapa 1873-1877 se produjeron atentado s contra políticos destacados (Cánovas y el general Martínez Campos), “la burguesía” (bombas en el Liceo de Barcelona y la Iglesia-religión (bombas en la procesión de Corpus de Barcelona), seguidos de una represión indiscriminada. El anarquismo fue acusado de estar detrás de la Mano Negra , una asociación clandestina que actuó en Andalucía a finales del XIX (asesinatos, incendios, etc.)

Diapositiva 51:

5 . La oposición a la Restauración 5.4. El movimiento obrero (2) 5.4.2. Las organizaciones anarquistas Era la ideología con mayor éxito entre los obreros, en especial en Cataluña y Andalucía . La constante represión favoreció que una parte del anarquismo optara por la acción directa Durante la etapa 1873-1877 se produjeron atentado s contra políticos destacados (Cánovas y el general Martínez Campos), “la burguesía” (bombas en el Liceo de Barcelona y la Iglesia-religión (bombas en la procesión de Corpus de Barcelona), seguidos de una represión indiscriminada. El anarquismo fue acusado de estar detrás de la Mano Negra , una asociación clandestina que actuó en Andalucía a finales del XIX (asesinatos, incendios, etc.) En el siglo XIX coexistieron 3 tendencias : La corriente anarcosindicalista , que se centraba en la instrucción y la libertad de asociación utilizando la lucha obrera organizada y que dará lugar a la creación de sindicatos como Solidaridad Obrera (1907) y la Confederación Nacional del Trabajo (CNT , 1910) La corriente revolucionaria insurreccional o anarquismo «puro», que defendía la propaganda por el hecho . La corriente anarco-comunista o comunismo libertario ( Kropotkin ), partidaria de la propiedad social de los medios de producción y el disfrute de los frutos del trabajo por igual (“a cada uno según su capacidad y a cada quien según sus necesidades”). El anarquismo se difundió a través de los ateneos libertarios (discusión y formación) y periódicos anarquistas como La Revista Blanca , Acracia o Natura. Afiliación. En 1882, la FTRE contaba con 57.933 afiliados y 218 federaciones locales .

Diapositiva 51:

Alfonso XII Sagasta Cánovas del Castillo

Diapositiva 51:

Tratado de paz entre España y Estados Unidos (1898 ) Art. 1.° España renuncia a todo derecho de soberanía y propiedad sobre Cuba . En atención a que dicha isla, cuando sea evacuada por España, va a ser ocupada por los Estados Unidos, éstos, mientras dure su ocupación, tomarán sobre sí y cumplirán las obligaciones que, por el hecho de ocuparla, les impone el derecho internacional para la protección de vidas y haciendas . Art. 2.° España cede a los Estados Unidos la isla de Puerto Rico y las demás que están ahora bajo su soberanía en las Indias Occidentales, y la isla de Guam en el archipiélago de las Marianas o Ladrones . Art. 3.° España cede a los Estados Unidos el archipiélago conocido por las Islas Filipinas [...]. Los Estados Unidos pagarán a España la suma de veinte millones de dólares (20.000.000) dentro de los tres meses después del canje de ratificaciones del presente Tratado . Art. 6.° España, al ser firmado el presente tratado, pondrá en libertad a todos los prisioneros de guerra y a todos los detenidos o presos por delitos políticos a consecuencia de las insurrecciones en Cuba y en Filipinas, y de la guerra con los Estados Unidos. Recíprocamente, los Estados Unidos pondrán en libertad a todos los prisioneros de guerra hechos por las fuerzas americanas, y gestionarán la libertad de todos los prisioneros españoles en poder de los insurrectos de Cuba y Filipinas [...]. M.ª Victoria LÓPEZ-CORDÓN y José Urbano MARTÍNEZ, Análisis y comentarios de textos históricos.II . Edad Moderna y Contemporánea , Madrid, Alhambra , 1978 , pp. 305-306 . Comentario: La insurrección cubana y sus factores así como las consecuencias de la pérdida de las colonias.

Diapositiva 51:

NATURALEZA Es un fragmento del inicio del tratado de paz firmado entre España y Estados Unidos de América (Tratado de Paz de París) en 1898 por el que España reconoce la pérdida de Cuba, Puerto Rico, Filipinas y la isla de Guam . Es una fuente primaria de carácter político AUTOR Las delegaciones plenipotenciarias de los gobiernos español y estadounidense. DESTINATARIO Los destinatarios son la Nación española, las antiguas colonias y los Estados Unidos, así como el resto de los Estados al informarles de la modificación de la soberanía de una serie de territorios.

Diapositiva 51:

CONTEXTO HISTÓRICO Tras el proceso independentista de América latina en el primer tercio del siglo XIX (reinado de Fernando VII, entre 1808 y 1824), España perdió prácticamente todo su imperio, quedándose tan solo con Cuba y Puerto Rico en el Caribe, y las Filipinas , las islas Marianas y las islas Carolinas en el Pacífico. A pesar de los cambios políticos, sociales y económicos que se produjeron en España y Europa durante el siglo XIX, las islas seguían siendo tratadas como colonias de explotación. Por un lado, eran un lugar donde prosperaban quienes emigraban desde la península y quienes emprendían empresas comerciales aprovechando el monopolio comercial de productos nacionales ( tejidos catalanes y harina castellana). El mantenimiento del sistema esclavista, la gran distancia con la metrópoli y la difusión de ideales nacionalistas en la sociedad criolla empezaron a ser factores determinantes para el futuro de estos territorios. El primer gran conflicto en la isla de Cuba estalló en 1868 , cuando con el llamado “ Grito de Yara ” empezó la guerra de los diez años . Esta sublevación fue protagonizada por los criollos (blancos nacidos en la isla y descendientes de los primeros españoles) y tuvo un gran apoyo social al prometer el fin de la esclavitud. El interés económico de los propietarios plantadores españoles impidió llegar a una solución pacífica como pretendía Amadeo de Saboya (1871-1873) tras su llegada al trono español. Lo mismo ocurrió durante la I República (1873-1874). Debido a los numerosos problemas, los distintos gobiernos republicanos se preocuparon poco de la isla y la construcción de una España federal (Constitución republicana de 1873) no se llevó a cabo. Tras la restauración de los Borbones (Alfonso XIII), y gracias a la labor del gobierno se llegó a la Paz de Zanjón (1878) . Algunos autores consideran que esta paz fue debida, principalmente, al agotamiento de ambos ejércitos (se calculan unas cien mil víctimas ). Como l as esperadas reformas ( abolición de la esclavitud, libertad de comercio, representación en Cortes españolas y mayor peso en las decisiones políticas) no llegaron, se formaron los primeros partidos políticos autóctonos como el Partido Autonomista (cubanos) o la Unión Constitucionalista (españoles ) y estalló una nueva sublevación cubana “ la guerra Chiquita” (1879), que fue rápidamente sofocada. Durante el gobierno liberal de Sagasta se consiguió la abolición de la esclavitud (1888 ), pero el independentismo ya iba ganando terreno.

Diapositiva 51:

En 1893 , José Martí fundó el Partido Revolucionario Cubano cuyo objetivo final era lograr la independencia. Contó con las simpatías de EE.UU . , molesto con las políticas comerciales restrictivas del gobierno español (ejemplo: “arancel de Cánovas” o tarifa arancelaria para los productos no españoles que se vendieran en la isla). EE.UU. compraba el 88% de las exportaciones cubanas (azúcar, café, tabaco), mientras que los productos americanos no podían competir con los españoles. El 24 de febrero de 1895, con el “ Grito de Baire ” se inicia un nuevo levantamiento contra el dominio español, dando lugar a la Guerra de Cuba (1895-1898 ). Las causas fueron: El movimiento nacionalista cubano tenía ya un fuerte apoyo social en la isla. Los múltiples errores de la política española: no conceder el autogobierno, no controlar los abusos de los plantadores hacia los trabajadores, priorizar los intereses económicos de estos plantadores y reprimir duramente a los independentistas. Los intereses económicos de EE.UU. en Cuba y la política Monroe (“América era para los americanos”). El gobierno español envió, primero, al general Martínez Campos para sofocar la revuelta y, después, al general Weyler con métodos muy duros y represivos. Las duras condiciones climáticas, el apoyo popular hacia los insurrectos, la mejor adaptación a la selva y la mala preparación de las tropas españolas favorecieron a los rebeldes. En 1897, tras el asesinato de Cánovas, el nuevo comandante, general Blanco, decretó la autonomía de Cuba, ofreció el sufragio universal y otros derechos. Pero estas medidas eran insuficientes. En 1896 se produjo otra revolución paralela a la cubana en las islas Filipinas , liderada por José Rizal , pero tuvo menor fuerza y pronto fue sofocada. En abril de 1898 estalló en el puerto de La Habana el Maine, un acorazado americano. Este incidente proporcionó el argumento principal a los EE.UU. El presidente Mckinley envió un ultimátum al gobierno español en que exigía la entrega de Cuba a los americanos. El ultimátum fue rechazado y empezó la guerra hispano-norteamericana . La guerra se desarrolló en el mar y fue muy rápida: en la batalla de Santiago de Cuba la anticuada armada española fue derrotada, al igual que la otra escuadra en Filipinas, en la batalla de Cavite. La paz se firmó en París el 10 de diciembre de 1898 . 

Diapositiva 51:

ANÁLISIS Se trata de cuatro artículos del tratado de París, firmado entre Estados Unidos y España en 1898, tras la guerra de Cuba, en los que se establecen las condiciones de la entrega de distintos territorios pertenecientes a la corona española. En este tratado de paz, España se ve forzada a ceder sus últimas colonias: Cuba, Puerto Rico, Filipinas y otras islas del Pacífico. En el artículo 1 España renuncia a su soberanía sobre Cuba y la cede como protectorado a Estados Unidos, quién se encargará de la protección del pueblo y de los intereses económicos cubanos y estadounidenses. En el artículo 2 España cede a Estados Unidos la soberanía de la islas de Puerto Rico (Caribe) y de Guam (en el archipiélago de las Marianas, en el océano Pacífico). En el artículo 3 España cede a Estados Unidos el archipiélago de las Filipinas, a cambio del pago de 20 millones de dólares. En el artículo 6 España y Estados Unidos acuerdan la liberación de todos sus prisioneros de guerra, así como los presos políticos por la independencia cubana. Los Estados Unidos contribuirán a la liberación de los soldados españoles en manos de cubanos y filipinos.

Diapositiva 51:

COMENTARIO El texto recoge algunos de los acuerdos de la Paz de París (1898) firmada entre Estados Unidos y España para poner fin a la guerra. España perdía Cuba, Puerto Rico, Filipinas (aunque se le compensaba económicamente, tal como aparece en el tratado) y Guam. En 1899, en el Tratado hispano-alemán, España vendía a los alemanes sus últimas islas, las Carolinas, las islas Marianas y las Palaos, por un montante de 25 millones de dólares . Las repercusiones del Tratado en España fueron de muy diversa naturaleza y grado. A nivel humano dejó numerosas víctimas. El desastre económico fue menor de lo esperado. Se repatriaron capitales y parte de las deudas de guerra se pudieron pagar con las compensaciones económicas recibidas . La derrota hizo que España perdiera peso en la política internacional: mientras los países europeos emprendían una expansión colonial , España había perdido lo poco que le quedaba de su imperio. A nivel político, la Restauración salió debilitada. Tras la muerte de Cánovas y Sagasta, se intentaron poner en práctica programas regeneracionistas (reformar la política y acabar con el caciquismo, mejorar la educación, impulsar la modernización de la economía, etc.) pero con poco éxito. La crisis del 98 causó un profundo impacto psicológico en la población. La inesperada e inapelable derrota sumió a la sociedad y a los políticos en un estado de frustración y desencanto. La respuesta más realista provino de algunos pensadores formados en la Institución Libre de Enseñanza, como Joaquín Costa, que formularon propuestas de reformas modernas . También surgió una corriente literaria, la Generación del 98, liderada por Miguel de Unamuno, Pío Baroja o Ramiro de Maeztu, que daría lugar a una época dorada en las letras españolas. El fracaso en Cuba fue un golpe para la clase militar. Con el fracaso colonial se inició un nuevo proceso de intervencionismo militar en politica que culminó en 1923 con el golpe de estado de Miguel Primo de Rivera.

Diapositiva 51:

Las repercusiones para Cuba no fueron tan positivas. Expulsaron a los españoles, pero a partir de ese momento los norteamericanos explotaron los recursos de la isla e intervinieron en su gobierno (una sucesión de brutales dictaduras hasta la Revolución cubana de 1959). VALORACIÓN La crisis del 98 significará un hundimiento moral para España, pero de esa crisis nacerá una segunda edad de oro de la literatura (la Generación de 1898: Ramiro de Maeztu, Miguel de Unamuno, Pío Baroja, Antonio Machado, Valle Inclán y otros). En otro orden de cosas, la crisis política del 98 será el punto de partida de la larga crisis del sistema de la Restauración. El intervencionismo militar, aparcado durante la Restauración, volverá a hacer su aparición.

authorStream Live Help